martes, marzo 13, 2012

50

La cifra impone respeto.
Cumplo cincuenta años.
Cuando César Aira cumplió cincuenta años escribió un libro titulado Cumpleaños, cuya lectura he postergado, quizá con deliberada inconsciencia, hasta este momento. Ahora lo leo y me sorprende que el autor interprete este aniversario como un punto de renovación, de cambio.
Dice Aira: “No veía el cumpleaños sino como un punto de partida, y aun sin entrar en detalles ni hacer planes concretos me había hecho esperanzas muy brillantes, si no de empezar una vida totalmente nueva, al menos de librarme, por lo rotundo del aniversario, de algunos de mis viejos defectos, el peor de los cuales es justamente la postergación, el repetido incumplimiento de mis promesas de cambio”.
Hoy cumplo cincuenta años. Y no siento ningún cambio, pero sigo hacia delante, quizá en su busca, que no es poco.
Es posible que sea un momento de balances, de reconocimientos, de reproches incluso. Sin embargo, no tengo ganas de hacer nada de eso. Hoy tal vez sea un día distinto, pero intentaré vivirlo como uno más. 

7 comentarios:

madison dijo...

Te deseo un día muy feliz Miguel.
¡feliz cumpleaños!

Clarice Baricco dijo...

Feliz nuevo día en tu vida.

Lo que importa es la inteligencia emocional, no la edad.

Te abrazo fuerte.

Raúl dijo...

Cualquier reflexión sobre cumplir años, suele ser triste. Yo me limitaré a felicitarte.

Elena Casero dijo...

Te gano en años, mis 5 fueron extraños, una cifra redonda que tiene mucho peso. Pero se llevan bien siempre y cuando ellos te lleven bien a ti.

Que los disfrutes.

Un beso muy grande

Francisco Machuca dijo...

Te felicito por doble partida,amigo Miguel,por tu cumpleaños y por tu nuevo libro.Decía Cortázar que los aniversarios son un error en la estadística.Creo que es cierto y más es tu caso,porque estás hecho un chaval.

Un muy fuerte abrazo.

JOMA dijo...

Feliz cumpleaños, entiendo la fecha muy bien. Disfruta la edad, tienes todo un año para ello.un abrazo

Miguel Sanfeliu dijo...

Madison, muchas gracias.

Graciela, me apunto esa frase.

Raúl, y yo me limito a agradecértelo.

Elena, espero entonces llevarlos bien.

Francisco, gracias. La verdad es que, por el momento, me siento igual que cuando tenía 49. :)

José, muchas gracias.

Un fuerte abrazo y gracias por los comentarios.