sábado, marzo 17, 2007

Fallas


En Valencia estamos de fiesta. Nuestra fiesta son Las Fallas. Durante cuatro días (en teoría, porque en la práctica son más) la ciudad se sumerge en el caos. Calles cortadas, monumentos invadiendo el espacio, carpas desmontables, adornos de luces, escenarios o auténticas ferias en miniatura. Y puestos de venta de chocolate con churros por todas partes. Apenas se puede transitar por las calles. Todo el mundo quiere ver las principales fallas. Y la pólvora protagonizándolo todo. Los petardos suenan por todos los rincones, sin parar. No existiría esta fiesta sin la pólvora. El evento pirotécnico por excelencia es la “mascletá”, que consiste en la explosión de gran cantidad de petardos, manteniendo una cadencia creciente que se convierte en atronadora. También los castillos nocturnos son muy espectaculares y llenan el cielo de luces de colores.

Se dice que el origen de las Fallas se encuentra en el hecho de que en los barrios, en la festividad de San José, y como iniciativa de los carpinteros, se quemaban muebles y trastos viejos. Estas hogueras fueron transformándose y empezaron a adquirir la forma de escenas con algún significado para el barrio. De este modo, poco a poco, han llegado a un nivel de complejidad como el actual: auténticas obras de arte que utilizan la ironía para criticar acontecimientos de actualidad. El humor es, pues, el elemento esencial.


El día oficial de la colocación de Las Fallas, la Plantá, es el quince de Marzo por la noche. El día 19 por la noche todas arderán en la conocida Noche de la Cremá. El trabajo de todo un año se reduce a cenizas en cuestión de minutos. Gigantescas hogueras casi en todas las esquinas y al día siguiente todo vuelve a la normalidad milagrosamente, como si nada hubiera ocurrido. Es el momento en que comienzan los trabajos para las Fallas del año siguiente.


Para saber más, pueden visitar:
http://es.wikipedia.org/wiki/Fallas
http://www.fallas.com/contenido.asp?seccion=museo&tema=historia
http://www.fallas.es/2007/
http://fallas.comunitatvalenciana.com/fallas.htm

10 comentarios:

Apostillas literarias dijo...

¡Me fascinan las fallas, Miguel! Hace cuatro años estuve en estas fechas por estas fiestas, la pasé increible.

En México hay mojigangas, son muy parecidas a las fallas.

Que bellas fotos.

Laura Diaz dijo...

Me suena fascinate. Algún día las disfrutaré

Saludos (cuidado con la pólvora)

Mónica dijo...

A disfrutarlas! Parte de mi familia se ha ido a pasar allí estos días, mi madre es valenciana y adora las fallas.
Es impresionante el ruido de fondo que escucho cada vez que me llaman por teléfono, por lo que me comentan, hasta los niños pequeños van con sus bolsas de petardos que les llevan los padres y que venden según la edad de los niños. Curiosas costumbres.
Espero como todos los años las fotos que traen a la vuelta, cada años se superan más.
Besos

Clarice Baricco dijo...

Con lo que narraste, fuí al primer link que recomiendas y me ha gustado conocer más.
Nunca había escuchado de las fiestas de tu ciudad, se antoja estar ahí. Qué bueno que lo compartes.

Abrazos

Zuriñe Vázquez dijo...

Que curioso todas las fiestas importantes de las comunidades son más a menos así, un gran trabajo que comienza enseguida se acaban las que se disfrutan. Por cierto no sabía que eras de Valencia. Voy allí el 31 a unas jornadas de Blogs y ciudadanía. Y además me toca hablar, (vaya petate) en la Universidad, osea que pásate si puedes, estará interesante, habrá mucha gente.

Vuelo rasante dijo...

Sí, las Fallas son hermosas y agotadoras. Luminosas, barrocas, espectaculares, populares, ruidosas y, sobre todo, olorosas.
Y muy cansadas para nosotros, los músicos, de los que nunca nadie habla.

UN SALUDO

Rosa Silverio dijo...

Miguel, preciosas fotos.

Espero que disfrutes las fallas. Aquí hace poco estábamos de carnaval, pero yo no suelo participar en las festividades. :(

Disfruta de todo y ojalá pongas otras imágenes de la última noche.

Abrazos.

Miguel Sanfeliu dijo...

Apostillas, qué alegría pensar que conoces esta fiesta. No conozco las mojigangas, buscaré en internet.

Laura, espero que sí, y puedes contar conmigo para hacer de anfitrión.

Mónica, entonces qué te voy a contar. Una auténtica locura. Lo de los petardos se va controlando poco a poco, pero siempre hay irresponsables. Bueno, la verdad es que todos lo somos un poco :)

Clarice, me pareció buena idea abrir el blog como si fuera una ventana por la que todo el mundo se pueda asomar.

Zuriñe, me pasaré encantado. Por favor, dime el lugar exacto y la hora. ¡Seguro que está interesante!

Vuelo rasante, gran injusticia denuncias. Las Fallas no serían lo que son sin las bandas de música, acompañando los pasacalles y alegrando el ambiente. Bienvenida.

Rosa, tampoco yo participo demasiado, no creas, pero me gusta ir a las mascletás y ver los principales monumentos. No puedo poner fotos de la noche de la cremá, lo siento. Este año no he ido a verla. Me lo apunto para la próxima.

Un saludo a todos y gracias por los comentarios.

Petrusdom dijo...

Yo en los últimos años, soy de los que huyen despavoridos de la Valencia ruidosa, cutre y borreguil que nos ahoga estos días de Fallas. Quizás sea que hay una sutil diferencia en la forma de celebrar la llegada de la primavera.

Miguel Sanfeliu dijo...

Petrusdom, es cierto que la ciudad se convierte en un caos y, si vives en un sitio donde no te dejan ni dormir, uno termina marchándose. Se están produciendo muchos excesos que se deberían controlar. El estado de algunas calles las convertiría en trampas mortales si ocurriera un accidente.
Pero yo sigo admirando esta fiesta artística, esta gigantesca exposición de ingenio durante unos pocos días, para después arder sin posibilidad de remisión.
Un saludo.